Somos Eléctricos Coches eléctricos Transferencia24, la solución al contrato de compraventa de un coche eléctrico

Transferencia24, la solución al contrato de compraventa de un coche eléctrico

0

Estrenar un vehículo nuevo significa dar un paso adelante en la vida, es contar con un medio de transporte que acerca más que nunca planes pendientes y sueños por cumplir. Un coche es una puerta abierta hacia la libertad, y también hacia nuevas perspectivas en otros aspectos como el laboral. Sin embargo, las posibilidades económicas no son siempre las mejores y es necesario recurrir al mercado de segunda mano, un sector en el que hoy día existe una oferta de automóviles de alta factura.

Entre ellos, también se encuentran los vehículos eléctricos, con creciente protagonismo en nuestra época debido a sus considerables beneficios para el medio ambiente. En este sentido, llegado el momento de adquirir un coche eléctrico de segunda mano es importante tener en cuenta varios factores a la hora de realizar todos los trámites de forma correcta. El proceso para con los automóviles eléctricos o híbridos tiene cierta complejidad y hay que prestar especial atención al contrato compraventa vehiculo.

Se trata de una serie de trámites que para los usuarios pueden resultar algo engorrosos, puesto que conllevan bastante papeleo y burocracia. Para ello, existen alternativas como Transferencia 24, una entidad que tiene página web propia y cuyos profesionales se encargan de todas las gestiones para ahorrar tiempo tanto al vendedor como al comprador del coche eléctrico en cuestión. Tan solo será necesario aportar la documentación del vehículo y los DNI de los involucrados en la operación. 

¿En qué consiste la compraventa de un coche eléctrico de segunda mano?

Aunque desde Transferencia24 ofrezcan el útil servicio de llevar a cabo todos los trámites, es interesante conocer también los pasos que se deben cumplir para transferir la propiedad de un vehículo eléctrico entre personas. La compraventa de este tipo de coches está sujeta a ciertas normas que se deben cumplir a rajatabla para que el proceso se complete de forma satisfactoria y sin fisuras que puedan perjudicar a comprador o vendedor a posteriori.

El punto principal, como se ha comentado con anterioridad, es el contrato de compraventa, un documento en el que se deben reflejar todos los datos necesarios para la operación. Sobre todo, por parte del comprador, que será el que en el corto plazo dispondrá de su nuevo coche y querrá tenerlo libre de cargas o problemas imprevistos. En esta línea, lo primero que debe hacer la persona interesada en hacerse con el coche eléctrico es cerciorarse al 100% que el vendedor es realmente el propietario del vehículo, algo que puede probarse con la documentación del coche.

Una revisión previa para eludir sustos

Otro paso importante antes de formalizar la compraventa del coche eléctrico es realizar varias revisiones. Por un lado, una revisión que compruebe que el vehículo no sufre desperfectos que puedan afectar a su funcionalidad ni a la seguridad del conductor y los pasajeros; y por otro, una revisión de toda la documentación que pruebe que el automóvil esté libre de cargas. Para ello, bastará con solicitar un informe a la DGT y comprobar la información.

Estipular quién asume los gastos derivados

La compraventa de un coche, también la de un vehículo eléctrico, lleva aparejados una serie de impuestos como el Transmisiones Patrimoniales que se debe hacer a la Agencia Tributaria. Por ello, es clave también reflejar en el contrato cuál de las dos partes debe hacer frente a estos gastos. La norma  general es que sea el comprador, pero nunca está de más dejarlo por escrito y que haya constancia de ello en el contrato.

Este documento deberá estar impreso en dos copias, una para el comprador y otra para el vendedor, además de una tercera en la que aparezca la firma de ambos como prueba irrefutable del acuerdo suscrito. Es también fundamental que el comprador compruebe que los kilómetros que constan en el contrato son los que realmente lleva recorridos el coche, para poder alegar posteriormente en caso de manipulación o problemas generados por esta situación concreta.

Consejos útiles para certificar la compraventa de un coche eléctrico

Además de todo lo comentado hasta ahora, existen también ciertas recomendaciones para afianzar las bases sobre las que se ha cimentado esta compraventa y, así, dotar de mayor seguridad a ambas partes. Por ejemplo, una vez formalizado el acuerdo, es recomendable que el vendedor comunice la notificación de venta a la DGT para así, dejar constancia en este organismo oficial de la transferencia de propiedad.

En esta línea, el comprador del vehículo tiene por delante un plazo de 15 días para realizar el cambio de la titularidad. Se trata de un paso para que será imprescindible haber abonado previamente el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales a Hacienda, de ahí que este coste suela afrontarlo la persona que compra el vehículo de segunda mano, ya sea a un particular o a una empresa.

Trámites resueltos con Transferencia24

Como se ha podido comprobar a lo largo del presente artículo, la compraventa de un coche eléctrico de segunda mano lleva consigo un largo procedimiento cargado de burocracia y documentación. Una serie de formalismos que requieren de esfuerzo y de un tiempo que no siempre tenemos debido al ajetreo de la vida actual. 

Por ello, el servicio de Transferencia24 cobra protagonismo en esta situación: sus profesionales se encargan de gestionar todos los trámites para que, de una forma rápida y diligente, el proceso de compraventa finalice y el comprador pueda disfrutar cuanto antes de su vehículo y de la libertad que le proporcionará para llevar a cabo todos los planes que desee o agilizar su vida diaria al volante.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.